10 octubre 2008

¿Poca profesionalidad, malas artes o dejadez?

En estos días y en un corto espacio de tiempo hemos podido ser testigos de dos acciones que podríamos considerar de bochornosas. Una de ellas es el folleto publicitario editado por la Junta de Andalucía que supuestamente debería incluir publicidad institucional sobre el río Guadalquivir pero que, por un desliz de "alguien" incluye en ella la Catedral de Palma de Mallorca.

Según este folleto, el Guadalquivir transcurre por el Parc de la Mar de Palma desde donde se puede disfrutar del Palacio de la Almudaina y la Seu, un paseo con vistas al Mediterráneo y a las joyas de la capital mallorquina.

Todo un alarde de falta de respeto a los andaluces, un bochorno y vergüenza de alcance mundial y todo un despilfarro de dinero, más aún en una época de recesión en la que nos encontramos, ya que dicha campaña publicitaria se enmarca en un proyecto turístico de la Junta de Andalucía que asciende nada más y nada menos que a 52 millones de euros, de los cuales la Consejería de Turismo ha aportado de sus arcas 31,8 millones. Un montón de papel que irá a la basura (espero mejor que, al menos, vaya a reciclado), y que hemos pagado entre todos los andaluces.


El otro fallo ha sido el cometido por la popular revista francsa Match, que ha publicado unas fotos con motivo de la visita del Papa Benedicto XVI al presidente francés Nicolás Sarkozy, en la que podemos ver las tres piernas que tiene el presidente vecino (la tercera supongo que será la de un guardaespaldas que lo han borrado de la imagen para resaltar las dos figuras principales).


¿Es que ya no existe profesionalidad? ¿Es que ya nos da igual realizar un trabajo mediocre o chapucero? ¿Es que ya no existen las responsabilidades? Si bien es cierto que, fallos de este calado pueden (según los publicistas) llegar a conseguir más audiencia que de no haberse producido, pero lamentablemente, es también cierto que demuestra la desfachatez, la poca delicadeza, el poco interés y la dejadez de algunos.

Al final, como habrá que buscar algún culpable, creo que lo más fácil será echar la culpa al Photoshop por permitir a cualquiera la manipulación de fotos tan facilmente...
Publicar un comentario
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...