08 octubre 2010

Skimming, Surfing, Phishing, Pharming, Puenting y demás anglicismos

Los términos Skimming, Clonning, Surfing, phishing, Pénduling, Pharming, Puenting y otros términos similares, si presentan alguna característica en común, es que todas ellos terminan en "ing", es decir el gerundio en inglés del término que representa. Sin embargo, podemos observar que nada o poco tienen que ver unos con otros.

Para algunas personas las palabras importadas del inglés terminadas en "ing" las asocian siempre a deportes de riesgo, y en parte, tienen razón (goming, puuenting, penduling, paraboling, rafting, etc.). Sin embargo encontramos algunas excepciones como la del término "Puenting" que, teniendo una raíz latina la han "anglicanizado" o convertida al "spanglish" convirtiéndola en algo que todos conocemos y que sólo de pensar en ello se me revuelven las tripas (tirarse desde un puente con los pies atados a una cuerda elástica para que cuando llegues al final, y antes de darte de narices contra el suelo, amortigüe la frenada y empiezas a botar boca a bajo como si de un yoyó se tratara.

En otros casos, y en este grupo están incluidas aquellas personas que tienen unos ciertos conocimientos informáticos, nos encontramos con los delitos relacionados con el fraude on-line bajo diferentes modalidades, como por ejemplo el Pharming, Spoofing, Hishing, Wishing, Vishing, SMiShing o Tabnabbing.

Algunos de los anteriores términos derivan de un término bastante conocido como es el "Phishing", que tiene su origen en la palabra fish (pescado) un término que podría traducirse como pesca, aunque la traducción comúnmente admitida (y digo común porque este término no ha sido admitido aún por la Real Academia de la Lengua Española), es el de suplantación de la identidad, y consiste en un delito encuadrado dentro de la categoría de estafas cibernéticas basado en el uso de la ingeniería social, con el que los delincuentes intentan adquirir de forma fraudulenta información confidencial de los usuarios (claves, contraseñas, nºs de cuentas corrientes, etc.)

Por último encontramos otro de los usos que algunas personas le dan a su dominio de la lengua inglesa, que consiste en mezclar términos en inglés dentro de una conversación en español, sin que en absoluto vengan a cuento de nada. En alguna ocasión escuché a una persona decir "Esto es Horrifying", como si en la riqueza de nuestra lengua no encontráramos adjetivos para definir algo horrorífico (espantoso, aterrador, espeluznante, horrible, sobrecogedor,...), y en otra, oí comentar mientras observaban la explicación que sobre un cuadro de un famoso pintor hacían de la obra... Es very Interesting (sin comentarios...)

Y como dice el refrán que no te acostarás sin haber aprendido algo nuevo, os voy a hablar del nuevo término del que hoy he tenido noticia por primera vez: el Skimming. ¿Qué será? ¿Una nueva forma de sky tal vez? ¿O el nuevo deporte de "economizar" en todo lo que se pueda por aquello de la crisis que tenemos encima? Pues no. Me puse de inmediato a investigar al respecto y comprobé que este término es idéntico al Clonning, más conocido como "clonación de tarjetas", es decir, ese fraude del que ya habíamos odído hablar que consiste en instalar un dispositivo en el cajero de forma que cuando pasas la tarjeta lee todos datos recogidos en la banda magnética para, posteriormente, copiarlos en otra tarjeta y así hacer uso del disponible. Por tanto, ya sabéis que, a partir de ahora, debéis tener cuidado con el "Skimming".

La verdad es que me gusta esta moda. A partir de ahora les diré a mis hijos cuando vayan a clase que tengan cuidado al cruzar la "calling" y que "atending" en clase...


Publicar un comentario
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...