16 enero 2012

Las grandes cifras me apabullan, pero así sí me entero...

A mí me suele ocurrir y creo que también a la gran mayoría de los mortales. Cuando me hablan de cifras macroeconómicas, de estadísticas mundiales o de distancias interplanetarias... me pierdo. Confieso que esos números tan enormes me hacen perder la visión de la realidad. ¡Será porque esas cifras las comparo con mi sueldo y se me hace del todo imposible hacerme una idea de la magnitud real!

En estos casos, quizás lo mejor sería trasladar estas cifras a porcentajes, de forma que así podremos obtener una visión más certera de la realidad. En particular, ese artilugio nos servirá para darnos cuenta de que, en contra de lo que pensemos, no somos el centro del universo, ni tan siquiera una pequeña parte.

Os cito a continuación unos sencillos datos, (sencillos pero reales) acerca de lo que realmente representamos, aunque pensemos que somos lo +, o que lo nuestro es lo habitual o normal. Estos datos te van a hacer situar en las más completa realidad:

Si pudiésemos reducir la población de la Tierra a una pequeña aldea de exactamente 100 habitantes, manteniendo las proporciones existentes actualmente, éstas serían sus estadísticas:

Habría:
  • 57 asiáticos
  • 21 europeos
  • 8 africanos
  • 4 americanos
De ellos, serían:
  • 52 mujeres
  • 48 hombres
  • 70 no serían blancos
  • 30 serían blancos
  • 70 no cristianos
  • 30 cristianos
  • 89 heterosexuales
  • 11 homosexuales
Increible pero cierto:
  • 6 personas poseerían el 59% de toda la riqueza.
  • De las 100 personas, 80 vivirían en condiciones inhumanas.
Para pensar:
  • 70 no sabrían leer
  • 50 sufrirían de desnutrición
  • 1 persona estaría a punto de morir
  • 1 bebé estaría próximo a nacer
  • Solo 1 (sí, solo 1) tendría educación universitaria.
  • Habría apenas 1 persona que posea un ordenador.
Al analizar nuestro mundo desde esta perspectiva tan reducida, se hace mas presente la necesidad de aceptación, entendimiento, y educación.

Y ahora medita un poco...
  • Si te levantaste esta mañana con más salud que enfermedad, entonces tienes mas suerte que millones de personas que no sobrevivirán esta semana.
  • Si nunca experimentaste los peligros de la guerra, la soledad de estar preso, la agonía de ser torturado, o la aflicción del hambre, entonces, estás bastante mejor que 500 millones de personas.
  • Si puedes ir a tu iglesia sin miedo de ser humillado, preso, torturado o muerto, entonces eres mas afortunado que 3 mil millones de personas en el mundo.
  • Si tienes comida en el frigorífico, ropa en tu armario, un techo sobre su cabeza y un lugar donde dormir, entonces eres mas rico que el 75% de la población mundial.
  • Si guardas dinero en el banco o en la cartera, y tienes algunas monedas guardadas en una caja fuerte..., entonces puedes darte por contento, puedes figurar en el libro de los Guinness, ya que te encuentras entre los 8% mas ricos de este mundo.
  • Si tus padres aún están vivos y permanecen unidos, puedes considerarte una persona bastante rara.
  • Y por último, si estás leyendo este post, tiene mejor suerte que más de 2 mil millones de personas en este mundo, que ni siquiera saben leer.
Después de estas cifras... deberías preguntarte: ¿tienes algún motivo para estar triste? ¿Sigues pensando que el mundo gira a tu alrededor? Quizás deberías dar un giro a tu vida y empezar a dar gracias a Dios por todas las cosas buenas que te da cada día: comida, trabajo, dinero, familia, amigos, ropa, el hogar, el coche, el ordenador, las vacaciones, etc., etc., etc.

Publicar un comentario en la entrada
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...